El Atlético gana la Europa League de la mano de Griezmann

Los rojiblancos derrotaron al Olympique de Marsella con un doblete del delantero francés

Biografía de Alfredo Di Stéfano

Repasamos la vida profesional de Alfredo Di Stéfano en esta completa biografía. Contiene sus inicios en River Plate y Millonarios, la historia de su fichaje, la tremenda influencia en el Real Madrid de las cinco Copas de Europa, su secuestro, su trayectoria como entrenador...

Reporte Especial: Diego Armando Maradona

Repasamos la carrera del crack argentino. Conoce sus inicios, sus éxitos y sus retos más difíciles a lo largo de su trayectoria profesional.

Villarreal 1-0 Liverpool: Puede valer una final


El Villarreal logró un valioso 1-0 ante el Liverpool que le acerca a Basilea. Cuando el empate a cero parecía inamovible, en el 92´ El Madrigal estalló de júbilo. Bruno y Denis Suárez fabricaron una contra de manual que Adrián materializó. Un gol que puede valer una final. El 'submarino amarillo' llegará a la vuelta con una valiosa renta y se jugará en Anfield el pase a Basilea.

1- Villarreal CF (4-4-2): Asenjo; Mario, Bailly (Musacchio´76), Víctor Ruiz, Jaume Costa; Jonathan Dos Santos (Castillejo´72), Pina, Bruno, Denis Suárez; Soldado (Adrián´74), Bakambu.
0- Liverpool FC (4-4-2): Mignolet; Clyne, Kolo Touré, Lovren, Alberto Moreno; Lallana, Allen, Lucas, Milner; Firmino (Benteke´89), Coutinho (Ibe´46).

Goles: 1-0 Adrián min.92.

Árbitro: Damir Skomina (Eslovenia). Enseñó la tarjeta amarilla a Jaume Costa (60´).

Datos: Encuentro de ida de semifinales de final de la UEFA Europa League. El Madrigal registró el lleno, 25.000 espectadores. Terreno de juego en perfectas condiciones.

Estar entre los cuatro mejores de la Europa League ya era un éxito. Volver a saborear unas semifinales, disfrutar del momento y desafiar a la Historia. Tras tres intentos fallidos, alcanzar una final es el sueño. Un deseo más cercano. A diferencia de las tres veces anteriores, el Villarreal afronta la vuelta de las semifinales con ventaja. El gol de Adrián en el 92´ puede valer su peso en oro. Antes queda Anfield, escenario mítico para sacar el billete a Basilea. La empresa será complicada. El Villarreal sufrirá, el Liverpool apretará de lo lindo, pero el 'submarino' ya ha demostrado de lo que es capaz. La clave reside en marcar y defender a un buen nivel ante un Liverpool que será más directo.

Adrián desató la locura 

Primero toca saborear lo conseguido, que no es poco. El 1-0 suena de perlas en Villarreal. Que se alcanzara al final fue perfecto, la guinda. Cuando parecía que la ida iba a terminar 0-0. Tampoco se consideraba un resultado malo del todo. Pero nada comparado con ganar y no encajar. En ese minuto, el 92´, el Villarreal fabricó una contra perfecta que decidió la ida. Tras una recuperación en campo amarillo, Pina abrió a la derecha para Denis. Este la peinó y Adrián, de cabeza, habilitó a Bruno. En campo contrario, el de Artana lanzó un excelente pase interior al costado derecho hacia el desmarque de Denis Suárez. El gallego presumió de control para irse de Touré y entró en la cocina red. Puso el pase de la muerte y Adrián tan solo tuvo que empujarla. La afición se volvió loca con el gol. El Madrigal vivió un ambiente espectacular, como hacía tiempo que no se recordaba. El gol fue la culminación perfecta a un día redondo.

La victoria empezó a fraguarse muchas horas antes, con los actos que tiñeron a la ciudad de fiesta. El recibimiento al autobús fue impactante. No es de extrañar que los jugadores se contagiaran y salieran al partido embalados, contagiados por esa ilusión que reinaba en el ambiente. Los numerosos hinchas ingleses también se notaron, en las calles y en la grada, con sus míticos cánticos. El 'you never walk alone' tronó en El Madrigal. El homenaje a las víctimas de Hillsborough, así como el 'yellow submarine' fue entrañable. La atmósfera, perfecta para lo que fue un gran partido. 

El gol llegó al final, pero hubo situaciones para que se hubiera manifestado antes. El Liverpool tuvo la primera ocasión del partido. En el 4´ Allen, libre de marca, remató centrado en posición franca para marcar. El ‘submarino amarillo´ respondió con tres buenas acciones. Soldado rozó el gol en dos ocasiones. Se le fueron por poco. Mientras, Pina probó a Mignolet desde la frontal. Tras la reanudación, dos remates al palo. Primero de Bakambu en el 46´ y, posteriormente, de Firmino en el 65´. En la recta final, tres acciones decisivas que pudieron cambiar el desenlace. Del paradón de Mignolet a Bakambu al error de Alberto Moreno en una contra mortífera iniciada por el lateral sevillano tras un error de Denis Suárez. Villarreal y Liverpool tuvieron situaciones para decantar la balanza de un lado a otro. Al final decidió Adrián con un gol que podría resultar decisivo. 

La balanza estuvo equilibrada. Villarreal y Liverpool disputaron un encuentro igualado. De dominio alterno, control y ocasiones para ambos. El Liverpool sufrió en el inicio, donde se vio a un Villarreal con brío dispuesto a marcar pronto. El combinado red achicó correctamente y, una vez superó la presión de los de Marcelino, respiró, hizo su fútbol y discutió el dominio. Luego hubo minutos tácticos de tanteo, sin volverse locos buscando la portería. El Liverpool optó más por controlar que por asediar. El Villarreal compaginó protegerse bien y atacarBruno y Denis Suárez lideraron los ataques del Villarreal. El rendimiento de Bruno siempre es una constante elevada. Es más, en los partidos importantes siempre está a un buen nivel. Lo de Denis Suárez es capítulo aparte. Al igual que Bruno,se crece en las grandes citas. Denis tuvo una influencia total en el frente ofensivo, apareciendo por todos los lados. Fue decisivo no solo por el pase de gol, sino porque todo lo que hace lo hace bien y con criterio, explotando su desborde y visión de juego.

Klopp sorprendió con la suplencia de Sturridge. El técnico alemán optó por los brasileños Coutinho y Firmino en la delantera. Con Coutinho más retrasado, apareciendo en segunda línea, y Firmino más adelantado, pero con movilidad en los tres costados, tratando de distraer la marca de Bailly y Víctor Ruiz. Se esperaba un Liverpool directo en la transición. No fue así. Que no jugara Sturridge fue una declaración de intenciones al desistir de aprovechar la velocidad al espacio del delantero centro inglés. Klopp buscó control y por eso juntó a jugadores de un perfil de toque.

Las defensas estuvieron a un buen nivel. El Liverpool no mostró la debilidad defensiva que se le presuponía. En el Villarreal volvieron a jugar Jaume Costa y Musacchio, dos buenas noticias. El lateral izquierdo fue titular, disputó los 90 minutos. El central argentino salió en los últimos minutos por Bailly, lesionado. En la portería Asenjo fue titular en detrimento de Aréola. Asenjo brilló especialmente en el disparo de Firmino que dio en el palo. El meta la tocó y luego el balón chocó con la madera. En la segunda parte se vieron mejores ocasiones. Villarreal y Liverpool se soltaron, coincidiendo con un bajón físico y mental, propiciado por el despliegue realizado.

Adrián ha enseñado el camino a Basilea. Ahora pasa por Liverpool, por Anfield, donde el Villarreal buscará hacer historia plantándose en su primera final. 

Manuel Monfort Marzá
Redactor - MotivaGoal
Twitter: @Manuelmonfort

Villarreal 0-0 Real Sociedad: Oportunidad perdida


El Villarreal se dejó dos puntos ante la Real Sociedad que pueden acercar al Celta. Si los de Berizzo ganan al Granada en Balaídos se quedarán a 4 puntos del Villarreal, por lo que la lucha por la cuarta plaza podría apretarse a falta de tres jornadas. El Athletic, por su parte, sigue a 6 tras empatar ante el Levante. Con 9 puntos por disputarse, la victoria hubiera dejado prácticamente finiquitado el cuarto puesto para el Villarreal.

0- Villarreal CF (4-4-2): Asenjo; Mario, Bailly (Adrián Marín´64), Víctor Ruiz, Rukavina; Castillejo, Pina (Jonathan Dos Santos´57), Bruno, Denis Suárez; Soldado (Adrián´67), Bakambu.
0- Real Sociedad (4-3-3): Rulli; Zaldua, Elustondo, Iñigo Martínez, Yuri; Illarramendi, Diego Reyes (Xabi Prieto´81), Markel Bergara; Oyarzabal (Bautista´93), Vela (Héctor Hernández´89), Zurutuza. 

Goles:

Árbitro: Fernández Borbalán (Comité andaluz). Enseñó la tarjeta amarilla a Pina (32´), Vela (50´), Mario (69´), Jonathan Dos Santos (71´) y Adrián (89´).

Datos: Encuentro de la jornada 35 de la Liga BBVA 2015/16 disputado en El Madrigal ante 18.000 espectadores. Terreno de juego en perfectas condiciones.

Posiblemente, uno de los partidos más flojos del Villarreal en El Madrigal de esta temporada. Y eso que Marcelino no reservó a nadie. La intención era jugársela con los mejores con tal de obtener un triunfo que hubiera supuesto si no el pasaporte definitivo, si la clasificación virtual para la Champions. Para sorpresa se vio a un ‘submarino’ flojo. Sin ideas y atascado. Posiblemente, dentro de todos los males de hoy, uno que inevitablemente estuvo es la distracción ante la inminente fecha importante. Unas semifinales europeas, la posibilidad de meterse en una gran final, lógicamente distrae aunque también te juegues lo tuyo en LaLiga. 

La Real Sociedad es uno de esos equipos capaces de cualquier cosa. Igual gana al Barcelona y al Sevilla en el Pizjuán que cae en casa ante el Getafe. Hoy, eso sí, se vio una versión más cercana a la buena. Después de las dos derrotas seguidas ante Eibar y Getafe, la imagen se mejoró. El cuadro de Eusebio Sacristán desarboló al Villarreal con el arma de la posesión. Defendió teniendo el balón y, lo movió con paciencia, generando opciones para llevarse los tres puntos a Donosti. También el Villarreal tuvo las suyas, pero por juego y sensaciones pesó más lo que hizo el combinado txuri-urdin. Si la Real fuera más regular estaría luchando por Europa. Asignatura para el próximo curso.

Tras unos primeros minutos de tanteo, la Real Sociedad se adueñó de la situación. Illarra, Diego Reyes y Markel se adueñaron de la zona ancha y combinaron con Oyarzabal, Vela y Zurutuza. Elustondo tuvo el gol en una ocasión clarísima tras un corner. En el segundo palo, superó la marca de Mario, y su remate salió fuera por centímetros. La réplica del Villarreal no se hizo esperar. El ‘submarino’ puso más intensidad que creatividad, pero le valió para tener sus dos opciones más claras del partido, ambos en un minuto. Gero Rulli, haciendo gala de grandes reflejos, propició que Soldado siga reñido de cara a gol. Acto seguido, el larguero lo que hubiera sido un buen gol de falta de Bruno.

El arreón del Villarreal no varió el guión. La Real Sociedad se sentía cómoda, teniendo más el balón, tocando con tranquilidad buscando la ocasión. Zurutuza la tuvo cerca del descanso en un mano a mano con Asenjo. El portero le ganó la partida. El Villarreal no realizó un buen primer tiempo. Le faltaron ideas, coincidiendo con ello que Denis Suárez no fue el Denis desequilibrante de otros días. Bruno estuvo tapado y Pina no es creativo. Era un partido que se tenía que ganar con toque. Trigueros, alumno aventajado en esta ciencia, no disputó ni un minuto. Error que hoy no fuera titular ni que tampoco saliera en la segunda parte. Marcelino antes prefirió a Jonathan y el mexicano no aportó soluciones. 

La segunda mitad tuvo alguna variación. El Villarreal tuvo más posesión que en la primera parte, aunque resultó ser estéril ya que apenas creó peligro. Con Denis Suárez desubicado en la derecha y Castillejo gris en la izquierda, el Villarreal no tuvo profundidad ni llegadas por sorpresa. Solo Bakambu amenazó con dejar los tres puntos en casa. El franco-congoleño fue el más destacado del Villarreal. En la recta final se apuntó una gran carrera finalizada con un disparo escorado al que respondió Rulli. Fue, prácticamente, la única ocasión de peligro que se apuntó el Villarreal en la segunda parte. Un pobre bagaje que denota que el equipo no estuvo fino en el último pase. Al menos no encajó. Asenjo y Víctor Ruiz le sostuvieron en defensa, toda vez que Bailly no tuvo su día y, además, se retiró tocado.

No fue un partido de muchas ocasiones claras. En la segunda parte, la Real Sociedad tuvo un tiro de Markel que se envenenó y dio al lateral de la red. La más clara la tuvo Vela. El delantero azteca encaró solo a Asenjo y optó por una inocente vaselina. Asenjo, muy atento, le adivinó la atención.
La Real Sociedad bailó más que remató, pero fue mejor y estuvo cerca de sumar los tres puntos. Con Agirretxe y Jonathas lesionados, le faltó un punta que finiquitara las jugadas. Vela jugó de nueve, evidentemente llegando por detrás hace más daño. Destacar el buen trabajo de Markel Bergara en la recuperación y con presencia arriba. Un box to box.

El próximo jueves será otro partido y otro Villarreal. El 'submarino amarillo' ya espera al Liverpool.

Manuel Monfort Marzá
Redactor - MotivaGoal
Twitter: @Manuelmonfort

Denis Suárez y Bakambu mantienen el colchón del Villarreal y prologan el vía crucis del Getafe


El Villarreal sumó un nuevo triunfo ante el Getafe que le permite mantener a distancia a sus perseguidores. A falta de lo que haga el Athletic, el ‘submarino’ aventaja al Celta en 8 puntos y al Sevilla (perdió ante el Valencia) en 12 puntos. El Getafe sigue sin ganar (12 jornadas consecutivas) y se mantiene penúltimo en la tabla. Tiene la permanencia a 2 puntos.

2- Villarreal CF (4-4-2): Asenjo; Mario, Bailly, Víctor Ruiz, Rukavina; Castillejo (Trigueros´84), Pina, Bruno, Denis Suárez (Jonathan Dos Santos´78); Baptistao, Adrián (Bakambu´74).
0- Getafe CF (4-4-2): Guaita; Damián, Juan Rodríguez, Cala, Álvaro Pereira; Sarabia, Lacen, Medrán (Wanderson´82), Pedro León (Víctor Rodríguez´77); Emi Buendía (Álvaro Vázquez´72), Goitom.

Goles: 1-0 Denis Suárez min.15, 2-0 Bakambu min.84.

Árbitro: Undiano Mallenco (Comité murciano). Enseñó la tarjeta amarilla a Rukavina (25´), Cala (35´), Medrán (68´) y Bruno (88´).

Datos: Encuentro de la jornada 32 de la Liga BBVA 2015/16 disputado en El Madrigal ante 20.000 espectadores. Terreno de juego en perfectas condiciones.

El Villarreal fue superior y no dejó opción para la sorpresa. Ganó porque jugó mejor, buscó más la portería contraria y creó más situaciones de gol. Además, se sobrepuso al despliegue físico del pasado jueves. El Villarreal, con rotaciones y algunos de los jugadores que participaron ante el Sparta de Praga, hizo los deberes y la cuarta plaza cada vez se ve más cercana en el horizonte. Marcaron Denis Suárez y Bakambu, que sigue de fiesta El Getafe, en la primera parte, equilibró la balanza en el juego pese a ir perdiendo. En la segunda se desfondó y el Villarreal le puso la puntilla. Mal panorama para los azulones, en una espiral demasiado negativa y peligrosa. El descenso amenaza y cada vez queda menos. La apuesta de dos puntas (Emi Buendía y Goitom) no funcionó. El mejor fue Sarabia.

El Villarreal se adueñó de la posesión y coció el primer gol a fuego lento. Sin prisa y sin pausa. Tocando con criterio y encerrando al Getafe cerca de su área. El primer gol cayó por inercia, en el cuarto de hora, en la primera clara del ‘submarino’. Nació de una buena jugada colectiva que ejemplifica el juego de toque. Denis Suárez finiquitó el trabajo tras recibir de Adrián. Antes de fusilar a Guatia, el interior gallego dejó un detalle de calidad para burlar la entrada de Álvaro Pereira a ras de suelo, que le permitió quedarse en posición franca. Esta jugada refleja lo que es Denis Suárez, un jugador de una tremenda calidad y con llegada. Esta temporada ha explotado. Continuidad era lo que necesitaba. 
El Getafe no acusó el golpe. Tras el gol tuvo sus mejores minutos, plasmados con un mayor control, pero le faltó pegada. Y sin ella no se va a ningún lado. El combinado azulón estiró las líneas por obligación y entre Pedro León y Sarabia crearon algún quebradero de cabeza. Una jugada entre estos dos protagonistas en la izquierda finalizó con disparo de Sarabia al lateral de la red. Un aviso para el Villarreal. El ‘submarino’ entendió el mensaje y no se durmió. Reforzó la retaguardia y salió con peligrosidad tras la recuperación. En una contra Castillejo pudo poner tierra de por medio. Tras recibir en el segundo palo, la cruzó en exceso. La finalización, la asignatura a mejorar del malagueño. El Getafe terminó el primer tiempo volcado buscando la igualada, pero el Villarreal resistió y se fue al descanso con ventaja.
En la segunda parte, el Villarreal controló completamente la situación. Básicamente porque rehusó del repliegue y se hizo con el balón, apostando por atacar como mejor defensa del resultado. Sin embargo, en los primeros compases, se vio un Villarreal espeso, sin la claridad necesaria. Más bien el problema era que las piernas pesaban después del jueves. El Getafe no puso en apuros al Villarreal en la segunda parte. No mostró la versión atrevida que enseñó después de encajar el primer gol. Se atrincheró y buscó a Sarabia para sorprender a la contra. Pero con Sarabia solo no basta. Aún así, algún susto merodeó en El Madrigal. Bruno estuvo a punto de marcarse en su propia puerta en una acción en la que despejó demasiado fuerte. Por suerte para el Villarreal, Asenjo, muy atento, no le hizo pasar el mal trago al capitán del ‘submarino’.
El Villarreal se animó y fue a más, dispuesto a marcar el gol de la tranquilidad. Cuando imprimió mayor intensidad llegó el peligro. Mario en dos ocasiones avisó. Bakambu, que salió en la recta final, sentenció al Getafe en el 84´. El 2-0 nació de un córner. Tras peinarlo Mario de cabeza, llegó a Bakambu en el segundo palo. El franco-congoleño la empujó con su cuerpo, como sin querer. A Bakambu se le caen los goles. Pese a que el Getafe tuvo un último arreón, de orgullo más que de fútbol, el Villarreal no sufrió para mantener el 2-0. Incluso pudo aumentar la renta con un disparo de Jonathan Dos Santos al que respondió Guaita. Demasiado Villarreal para el Getafe. 

Manuel Monfort Marzá
Redactor - MotivaGoal
Twitter: @Manuelmonfort



Villarreal 2-1 Sparta de Praga: Bakambu da ventaja, Bicik evita la sentencia


El Villarreal dejó escapar vivo al Sparta de Praga. El ‘submarino’ fue claramente superior y pudo finiquitar la eliminatoria, pero se ha de conformar con un 2-1 ajustado a resolver en tierras checas. Bakambu aprovechó un grave error del portero Bicik para poner por delante al Villarreal en el 2´. El arquero checo enmendó de sobra su cantada salvando al Sparta de Praga en innumerables ocasiones. El Villarreal dispuso de todo un carrusel de ocasiones claras, pero solo Bakambu pudo volver a desnivelar la balanza tras empatar Brabec segundos antes del descanso. Resultado corto para los méritos del Villarreal.
2- Villarreal CF (4-4-2): Asenjo; Mario, Bailly, Víctor Ruiz, Jaume Costa (Adrián Marín´77); Denis Suárez, Trigueros, Bruno, Castillejo (Baptistao´62); Soldado, Bakambu (Adrián´82).
1- AC Sparta Praha (3-5-2): Bicik; Brabec, Holek (Kovac´28), Costa; Konaté, Frydek, Marecek, Matejovsky (Lafata´87), Krejci; Dockal, Julis (Fatai´73).

Goles: 1-0 Bakambu min.2, 1-1 Brabec min.45+3, 2-1 Bakambu min.63.

Árbitro: Ovidiu Hategan (Rumanía). Enseñó la tarjeta amarilla a Brabec (31´), Jaume Costa (40´) y Matejosky (41´).

Datos: Ida de cuartos de final de la UEFA Europa League 2015/16 disputada en El Madrigal ante 18.000 espectadores. Terreno de juego en perfectas condiciones.

Teniendo el ejemplo reciente del Real Madrid ante el Wolfsburgo, el Villarreal rehuyó de favoritismos y jugó a un alto nivel, desarbolando la defensa de cinco del combinado checo. El ‘submarino amarillo’ encendió el modo francotirador (25 disparos, 10 a puerta) y acertó en dos ocasiones. Poca productividad para tanto. La falta de puntería, la mala fortuna o, mejor dicho, la gran actuación del portero ajustaron el marcador y evitaron cerrar el pase a semifinales en la ida. Tocará jugársela el jueves 14 en Praga.

El Villarreal se adelantó justo en el inicio. Un regalo del portero Bicik (a lo Javi Varas ante el Valencia) permitió a Bakambu poner el 1-0. Bicik, en el intento de golpearla en largo, se encontró con la inesperada oposición de Bakambu en el área chica. Bakambu estuvo en el momento y sitio indicado para aprovechar el tremendo error del portero. Fue un tanto inesperado, por cómo se produjo y por llegar tan pronto.
El gol tempranero le dio alas al Villarreal y dejó grogui al Sparta de Praga. Esto se tradujo en una primera media hora que fue un monologo absoluto del ‘submarino’. El Villarreal empezó a gustarse con un fútbol ofensivo, directo y vertiginoso. El sistema defensivo del Sparta de Praga no funcionó. Brabec, Holek y Costa, los tres centrales, hicieron aguas y a balón parado se mostró una falta de concentración en la marca. Los atacantes del Villarreal camparon a sus anchas y las ocasiones claras se sucedieron una detrás de otra. David Bicik empezó el show sacando un remate a Castillejo, otro a Soldado y varios a Bakambu, especialmente un mano a mano. Cuando no intervino el arquero, Soldado, Castillejo y Mario no tuvieron el punto de mira afinado.
El Sparta de Praga tardó en sacudirse el letargo. Poco a poco empezó a salir gracias al omnipresente Konaté, presente en todos los lados. Empezando de carrilero derecho y luego entrando igual de extremo que por el centro. Konaté fue uno de los líderes de los ataques del Sparta de Praga. El combinado checo primero dio varios avisos con balas de fogueo. Pero, ante la sorpresa de El Madrigal, puso el 1-1 en el tiempo añadido, concretamente pasados unos segundos del 93´, el último minuto del tiempo extra. Brabec enmudeció a El Madrigal con un certero cabezazo tras un córner que superó a Asenjo, hoy titular. Así se llegó al descanso ante la estupefacción de El Madrigal. El Villarreal había tenido ocasiones para golear y sentenciar, pero perdonó. El Sparta de Praga no erró su mejor opción, un gol que le da esperanza.
Los restantes 45 minutos también fueron amarillos, aunque sin alcanzar el nivel tan alto de la primera parte. Ciertamente, el gol de Brabec hizo daño. El Sparta de Praga se sintió liberado, amenazando con liarla más. Krejci y Julis avisaron de que podían repetir lo de la Lazio si el Villarreal no se ponía las pilas. Se las puso, evidentemente. Tras unos minutos de tanteo, el Villarreal echó el cierre al Sparta de Praga. Mario se topó con el larguero y Soldado, para variar, con Bicik. Solo Bakambu, nuevamente, pudo con el meta. En el 63´, desde la frontal, la puso rasa, ajustada al poste y nada pudo hacer el inspirado Bicik. El gol dio relativa calma. Sin embargo, el Villarreal no se conformó consciente de que era una renta ajustada y fue a por más. Bicik evitó el tercero en una doble ocasión. Primero se lució a disparo de Denis Suárez desde la frontal. Bakambu recogió el rechace y Bicik evitó el hat-trick del franco-congoleño. En el último suspiro, el meta volvió a lucirse ante un incisivo Denis Suárez. Una actuación espectacular que deja con vida al Sparta de Praga. El Villarreal tiene ventaja, pero un resultado peligroso. Si juega la vuelta como ayer y se sobrepone al factor cancha y al empuje del Sparta de Praga estará en semifinales. 

Manuel Monfort Marzá
Redactor - MotivaGoal
Twitter: @Manuelmonfort


Twitter Delicious Digg Stumbleupon Favorites More